Fran Urias, vocal y guitarra de Hesian: «Cuanto más te comprometes y enrollas, más te ponen en el punto de mira»

Hesian nació en 2006 en Sakana, Nafarroa. Tras una maqueta que funcionó muy bien, llegó el debut con Gor. 2008 y parte de 2009 fueron explosivos: decenas y decenas de actuaciones. Con letras políticas, sociales e incisivas, Hesian regresan autoproducidos con «Borrokatu eta irabazi».

Pablo Cabeza

Desde el primer instante de «Borrokatu eta irabazi», la velocidad rítmica no respeta curva alguna; aceleración, si acaso, acolchada por el caucho melódico que rodea la base vocal de Hesian, que cuenta, por cierto, con nueva voz, la donostiarra Mireia.

Para la llegada de Mireia, Hesian probó a numerosas candidatas, pero tras conocer a la donostiarra el proceso se paró: habían dado con lo que buscaban. Y no extraña, pues la vocalista no se aleja en exceso del timbre de Amets, lo que facilita asumir todo el repertorio sin demasiados cambios y porque, además, entona y afina muy bien.

La segunda novedad de Hesian para su nuevo álbum estriba en la llegada de Xabi, guitarrista de Iruñea que reside en Hernani y sustituye a Erik, quien dejó la banda a finales del año pasado, mientras que Mireia entraba a principios de este.

Continuando con los movimientos de acordes en Hesian, otro cambio reside en la incorporación de los vientos a todas las canciones de «Borrokatu eta irabazi». Así que los pequeños indicios skatalíticos de sus primeros años han desaparecido.

Aquí el sonido trota vía jarkore, con un claro single como «Agortu dira hitzak» o «Isiltasunaren mugan», canción que, a pesar de llevar el acelerador calado hasta el fondo, mantiene una quedona línea melódica, en parte gracias al marcado tono pop pegado a la voz de Mireia y en contraste con las rasgadas cuerdas vocales de Fran. Con todo, muchos de los arreglos de viento, tras los precisos ajustes, también encajarían en una línea ska/reggae. De hecho en «Beranduegi da», muy rockera, queda tiempo para un breve corte rastafariano. Otra canción notable y que junto a «Milaka argi» y «Hemen gaude» cierran un álbum superior a su predecesor y con once cohetes muy apropiados para esta temporada de fiestas.

Parte de 2009 y de este 2010 ha sido mucho más tranquilo para ustedes que tiempos pretéritos, ¿a qué se ha debido?

En 2008 dimos unos 60 bolos y unos 35 el año siguiente. Uno de los motivos es que en 2009 terminamos de tocar en octubre y, por lo tanto, no estuvimos de gira el año entero, como en 2008. No obstante, no sabría decir el motivo exacto, pero supongo que la subida del caché habrá influido. La política que teníamos en 2008 era de tocarlo todo, de forma casi incondicional. A partir de presentar el primer disco editado («Herriaren oihua»), frenamos ligeramente la marcha y de vez en cuando decíamos que no a alguna propuesta. De no haber sido así, creo que no hubiésemos aguantado el ritmo y pienso que tampoco es conveniente tocar tanto en una zona relativamente pequeña como es Euskal Herria.

Hay dos nuevos componentes en la banda. ¿Por qué, cómo llegan al grupo?

A Mireia la conocimos mediante un amigo que tenemos en Donostia. Nos dijo que se había enterado de que buscábamos cantante femenina y que conocía una chica que cantaba bien y podía estar interesada en hacer una prueba, y contactamos con ella. Nos gustó mucho su voz y vimos que, por su forma de ser y de pensar, podía encajar bien en el grupo. Antes que ella, se presentó a las pruebas más gente, pero cuando probamos con ella ya no hicimos ninguna prueba más, ya que no era necesario. Le propusimos entrar en esta jaula de grillos y aceptó.

En cuanto a Xabi, la historia es parecida, sólo que las pruebas a guitarrista las hicimos públicas, invitando (mediante nuestro myspace) a hacer una prueba a todo aquel que quisiera. Xabi toca muy bien la guitarra, tiene experiencia y es muy trabajador. Cuando vino a hacer la prueba, tocaba y cantaba en un grupo de Iruñea que se llama Isla Kanguro. Al igual que Mireia, vimos que encajaría bien con la dinámica del grupo. Superó con creces las expectativas.

Antes contaban con sección de viento en algunos temas, ahora en todos. ¿De qué manera influye musicalmente?

Los vientos le dan un toque especial a las canciones. Les dan una vida y una frescura muy característica. Nos dimos cuenta de que los temas que más nos gustaban y que mejor funcionaban eran los que tenían vientos (eso no significa que no vayamos a tocar los que no los tienen). Ha sido una evolución natural. Aparte de eso, tienen mucho éxito entre el sector femenino y, sin duda, ése es un factor a tener en cuenta… (Risas).

En este segundo disco optan por la autoproducción y la autoedición… ¿quizá por las críticas, desproporcionadas, al primer disco por salir editado por una discográfica?

Rotundamente, no. Los que nos vayan a criticar, nos van a criticar exactamente igual (o incluso más) que si el disco estuviese editado por Gor o por cualquier otra discográfica. Mi conclusión, en ese sentido, es que cuanto más «te vendes», menos te critican, y no al revés. Cuanto más te «enrollas» y más te comprometes, más te ponen en el punto de mira. Es curioso que un grupo como el nuestro, que tenemos letras extremadamente comprometidas, que hemos renunciado a la SGAE, que nos hemos comprometido con mil y una causas, hayamos recibido muchas más criticas que cualquier otro grupo. Cierto que muchos de los problemas que tuvimos se debieron a malentendidos que hubo y que ya los solucionamos hablándolos directamente con la «otra parte afectada» y aclaramos y desmentimos cosas que se dijeron.

En cualquier caso, no hacemos las cosas para caer bien o mal a nadie, sino porque creemos en ellas y somos consecuentes con lo que decimos. Por ejemplo, desde mi punto de vista no vale criticar a la SGAE y luego estar afiliado a ella. No es muy coherente ¿no? En el caso de este disco, hemos optado por la autoedición y la autoproducción, porque queremos hacer las cosas a nuestra manera.

¿Tienen un local de ensayo agradable?

Sí, en Arbizu. No tenemos play-station ni internet, pero sí unos viejos sofás donde se puede beber un montón de cerveza, discutir, pegarnos o sacarnos de algún apuro erótico-festivo.

«Grabar con Haritz ha sido inolvidable»

¿Las contrataciones cómo se llevan ahora?

El tema de la contratación preferimos dejarlo en manos de terceros. No digo que algún día no podamos gestionarlo nosotros mismos, pero, de momento, preferimos trabajar con gente que tiene más experiencia en ese ámbito. Ese apartado exige mucho trabajo, sobre todo si estas tocando prácticamente todos los fines de semana, como es nuestro caso. Actualmente la contratación nos la gestiona Leklip, una oficina de management de Gasteiz. Trabajan muy bien, de forma eficaz y respetando siempre la opinión y el criterio del grupo.

¿Qué tal la experiencia en los estudios Higain ?

Este disco lo hemos grabado con Haritz Harreguy en Higain, su estudio de grabación de Usurbil. La experiencia de grabar con Haritz ha sido inolvidable, muy enriquecedora tanto a nivel musical como personal. Salimos del estudio con el mejor disco que hemos hecho hasta ahora y habiendo aprendido muchísimo de Haritz. En cuanto a lo personal, creo que no soy el único del grupo en decir que he ganado un buen amigo en Usurbil. Es increíble lo que nos ha aportado Haritz a todos los niveles.

Fuente: Gara

Explore posts in the same categories: Euskal Herria, Reseñas

Etiquetas:

You can comment below, or link to this permanent URL from your own site.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: